El interés humanístico del relato fílmico de Iron Man tiene dos aspecto. Por un lado, las cinco películas en las que aparece Iron Man –Iron Man (Jon Favreau, 2008), Iron Man 2 (Jon Favreau, 2010), Iron Man 3 (Shane Black, 2013), The Avengers (Joss Whedon, 2012) y Avengers: Age of Ultron (Joss Whedon, 2015)- han tenido un acogida de público fabulosa. Por otro lado, eso significa que muchos de esos espectadores se sienten identificados -reflejados, proyectados, atraídos- con lo que se muestra en las películas. El Iron Man del cine, por el momento de su aparición, por la buena acogida de público, y por la estructura interna de su mito, nos ayuda a comprendernos un poco mejor.

 

El casco de Iron Man explicado en palabras

¿De qué está hecho el casco de Iron Man, verdaderamente? Pincha y lo descubres.

 

Tony Stark no nació superhormonado, a diferencia de Superman. Sus poderes tampoco son resultados de un accidente vinculado con el desarrollo científico, como Peter Parker/Spider Man. La amplificación natural de las potencias humanas de Tony Stark le viene por obra y gracia de la técnica y el desarrollo tecnológico. Así cumple la primeracondición de la superheroicidad, la superfuerza. La segunda condición, la opción por el bien entendido como la defensa de la democracia estadounidense (desde una concepción muy racionalista de la libertad y la justicia) también es parte del credo de Iron Man.

Estos elementos vinculan fuertemente a Tony Stark/Iron Man con la ciencia positiva y la mentalidad voluntarista, concepción vital según la cual el hombre debe confiar en sus solas fuerzas para salvarse. Stark profesa una devoción desmedida por la tecnología, pero también por él mismo, ya que la domina con singular destreza. Esto hace de Tony Stark una persona egocéntrica, narcisista y hedonista. Una de las más claras plasmaciones de su carácter es el afán de auto exhibición, especialmente en los medios de comunicación, que son la conciencia colectiva del “ecosistema” del superhéroe, es decir, la ciudad.

Tony Stark es un cuarentón, soltero, multimillonario, posmoderno, irónico, sin compromiso y con una agitada -más bien, desordenada- vida sexual. Menos mal que la señorita Pots no miró para otro lado y pensó que este personajillo podía merecer ser amado. Es decir, Tony es el espejo en el que a muchos les gustaría verse reflejados. Este es el modelo de humanidad que muestra la mitología superheroica de Iron Man: un ser repleto de miserias que ha alcanzado muchas conquistas materiales, en las que se regodea a partes iguales; pero también una persona con la capacidad de luchar por los ideales que sustentan la vida de su ciudad, en la cual se significa el mundo entero.

The following two tabs change content below.
Arturo Encinas

Arturo Encinas

Soy comunicador audiovisual, máster en Cinematografía y en Humanidades. Llevo vinculado a Apóstrofe desde 2011. He dirigido cuentas de clientes de diferentes sectores y desarrollado labores de community management, organización de eventos y marketing on line. Además, soy el responsable del área de producción audiovisual. En mi tiempo libre -ese que no tengo- me dedico al análisis cinematográfico.